Press "Enter" to skip to content

La persecución política contra José Queipul

“Mi nombre es José Queipul Huaiquil, padre de tres hijos menores y miembro de la Comunidad Autónoma de Temucuicui, actualmente soy un prisionero político mapuche, recluido en la cárcel de Angol, detenido el 7 de julio del presente año; el Estado me imputa injustamente los siguientes delitos:- Hurto de madera y porte municiones, causa del año 2020- Porte de armas, disparo injustificado y atentado a la autoridad del año 2018- Arrojar elementos incendiarios, maltrato de obra a Carabineros, usurpación violenta y atentado a la autoridad causa del año 2019.

Debo señalar que, en el mes de febrero del presente año, luego de pertenecer diez meses sometido a prisión preventiva fui absuelto por unanimidad, por el Tribunal de Juicio Oral en lo Penal de Angol, donde se me acusaba de Porte de armas, disparo injustificado y atentado a Carabineros. En este juicio las declaraciones de los testigos quienes solo eran funcionarios de Carabineros no fueron convincentes y quedo demostrado el montaje que sostenían. Como es de habitual en las causas contra luchadores Mapuche, esta sentencia fue anulada y se fijó fecha para el mes diciembre de este año para un nuevo juicio por los mismos hechos y en donde las mentiras serán las mismas. La estrategia del Ministerio Publico ha sido ir acumulando causas para mantenerme en la cárcel, en este proceso El día martes 20 de octubre de 2020 la Fiscalía nuevamente solicitó la prisión preventiva la que sin mayor estudio por parte del Juzgado de Angol fue concedida y ratificada por la corte de apelación de Temuco sumándose a las que ya me mantienen en prisión preventiva.

Cabe recordar que en el juicio donde fui absuelto, tiene que ver la detención que carabinero me realizo el día martes 30 de abril del año 2019 a eso de las 17 horas, en momento en que me encontraba trabajando en el fundo Alaska de propiedad de la comunidad de Temucuicui, una camioneta particular con Carabineros del Servicio de Inteligencia Policial (SIP) que circulaba por el sector me identifica y sin mediar provocación me disparan, dando alcance un proyectil en una de mis piernas quedando gravemente herido. Posteriormente me detienen, me formalizan por diferentes delitos, finalmente enviado a la cárcel, donde permanecí hasta ser absuelto.

Debo agregar que, soy víctima de una persecución sistemática por parte del Estado, que ha utilizado todos los tentáculos para destruirme como persona a mi familia y comunidad; esto ha quedado demostrado ya que el año 2009 permanecí dos años en prisión preventiva, imputado por dos causas de delitos terroristas en los caso conocido como Peaje Quino y Turbus, las que solo eran sostenidas por la declaración de un agente infiltrado, que resultó ser una ridícula y desesperada acción de Carabineros. Lo que también quedo demostrado en dos juicios donde todos resultamos absueltos, siendo solo condenado el colaborador de Carabineros Raúl Castro Antipan. Debo añadir que, este equipo de policías estaba a cargo del mayor Patricio Marín Lazo, quien es imputado en el caso huracán por asociación ilícita, falsificación de instrumento público reiterado, obstrucción calificada y simple reiterada y uso malicioso de instrumento público, todos ellos delitos de la mayor gravedad, por cuanto utilizaban sus cargos y la supuesta fe pública que tienen para montar montajes y ayudar a imputar delitos a mapuche de comunidades movilizadas, para lograr contener la lucha del pueblo mapuche.

Posteriormente en el año 2017, después de haberse revelado los antecedentes que se encuentran en la carpeta investigativa del caso Huracán, me informo que la Unidad de Inteligencia Policial de Carabinero, me tenía como blanco investigativo, lo que demuestra que en todo momento he sido perseguido y monitoreado por el solo hecho de ser mapuche y pertenecer a una comunidad que ha venido trabajando fuertemente en defensa, promoción y demandas de nuestros derechos a la tierra y territorio que le corresponden al pueblo mapuche. Finalmente señalar enfáticamente que estoy siendo víctima de una fuerte persecución política judicial, que solo busca alargar mi encarcelamiento y aniquilar mis pensamientos de lucha por la tierra y territorio, pero me mantengo fuerte y digno, asumiendo la cárcel donde continúo luchando para que nos respeten como presos políticos mapuche.

Jose Queipul Huaiquil

Prisionero Político Mapuche

Cárcel de Angol. Jueves 29 de oct. de 20